IMÁGENES QUE PERTURBAN

IMÁGENES QUE PERTURBAN

Editorial:
LUNARENA
Año de edición:
Materia
Crítica del arte
ISBN:
978-968-9182-96-2
Páginas:
166
Encuadernación:
Rústica
$ 200.00
IVA incluido
En stock
Añadir a la cesta

Imágenes que perturban, pone las cosas en su sitio: tras las formas laico-prístinas de la modernidad, apuntaladas por el baluarte de la verdad indubitable, se oculta una nueva figura de la barbarie que no ha dejado de asolar la historia al menos desde finales del siglo XVIII. Los resultados propiciados por los defensores del antropocentrismo logocéntrico están a la vista: devastación de la tierra, lucha de todos contra todos con la consiguiente cuota de sangre derramada en los campos de batalla, totalitarismos de derecha y de izquierda, horror y angustia crecientes; en fin, el infierno secularizados.
El arte marginal, el que se resiste al discurso y a las prácticas de los vencedores (Goya sería un buen ejemplo), denuncia los terribles hechos, combate a la contra y asume, en consecuencia, la causa de los excluidos.
Podemos decir, así, que el arte moderno incluye en su marco crítico el caos, la desesperación, el dolor, lo inestable, lo deforme y atormentado, lo abyecto, el erotismo, el grito, lo sublime y lo trágico; o sea, lo perturbador: aquello que trastorna el orden, que pone de cabeza a la normalidad, que no teme representar lo físicamente repulsivo.
Arte realizado de un modo franco, radical, las más de las veces por individuos solitarios y libres, que ponen a las categorías estéticas consagradas patas arriba y nos obligan a replantear el estatuto del arte en estos tiempos de penurias que nos han tocado vivir. May Zindel, agarra al toro por los cuernos y nos ofrece, en efecto, un panorama enriquecedor del arte que perturba.

Artículos relacionados